La Industria Farmacéutica se vuelca en el Lupus con nuevos tratamientos biológicos  para los problemas de piel; el Hospital Nuestra Señora de Valme, de Sevilla, es uno de los pocos centros elegidos en nuestro país para la realización de algunos de estos Ensayos Clínicos durante sus primeras fases de investigación.

Los pacientes de Sevilla y provincias cercanas diagnosticados de Lupus Eritematoso Sistémico (LES) o Lupus Eritematoso Discoide (LED) que tengan afectación en la piel, tendrán la suerte de poder participar en varias investigaciones científicas para tratar estos síntomas asociados a sus patologías.

Hasta la fecha el LES apenas tenía tratamientos propios y el LED es prácticamente huérfana en este sentido, sólo la hidroxicloroquina está aprobada como tratamiento preventivo específico para ambas y el fármaco biológico Belimumab para el LES; el resto son antiinflamatorios no esteroideos, corticoides e inmunosupresores, no específicos para el LES o LED pero con efecto potente y rápido, aunque con efectos adversos importantes.

La nueva gama de fármacos biológicos que están ya en el mercado y los que comienzan ahora su fase de estudio vienen a paliar esta orfandad de medicamentos y a procurar una medicina de precisión que elimine la toxicidad de los tratamientos convencionales. Para los que aún no lo sepan, los biológicos son medicamentos de muy reciente invención que están resultando muy efectivos para tratar problemas puntuales, lo que se llama “medicina de precisión”, y que tienen menores efectos secundarios que los tratamientos convencionales.

Muy pocos centros médicos están involucrados en estas investigaciones internacionales, cuyo nivel de especialización tiene que ser alto para poder ser útiles a la Ciencia; en Sevilla tenemos la suerte de contar con dos equipos de investigadores especializados en Enfermedades Autoinmunes, que son seleccionados a nivel mundial para llevar a cabo algunos de estos Ensayos.

Por una parte, el Centro de Reumatología Avanzada del Hospital Quirón Infanta Luisa ya comenzó el tratamiento con Ustekinumab hace unos meses, aunque aún pueden incorporarse nuevos pacientes a este ensayo en fase 3, el Estudio Lotus, que mide fundamentalmente la efectividad del medicamento.

Por otra, el equipo de investigación de la Unidad de Reumatología del Hospital Nuestra Señora de Valme, liderado por el Dr. Marenco de la Fuente, se caracteriza por realizar Ensayos Clínicos en fases muy tempranas, a las cuales tienen acceso muy pocos pacientes; ahora comienza allí el reclutamiento de tan sólo 32 pacientes para un estudio de medicamento biológico en fase 1B, que medirá seguridad y efectividad del tratamiento en casos de pacientes de LES y LED con problemas de piel.

Los pacientes que estén interesados en participar en cualquiera de estos Ensayos Clínicos, pueden ponerse en contacto con ALUS y se les facilitará toda la información del procedimiento para comenzar a ser tratados con estos medicamentos.

Si tienen problemas de piel que no remiten con la medicación habitual, no duden en probar estos nuevos medicamentos biológicos; de los buenos resultados que se consigan, depende el futuro de muchos pacientes como ustedes.